HARO, EL REFERENTE EN CUIDAR EL MEDIO AMBIENTE

Sostenibilidad, economía circular, responsabilidad social, protección el medio ambiente...

Hemos cambiado de década, 2020 y cada vez más, la sostenibilidad y la protección del medio ambiente están en mente de la sociedad y, por ende, del cliente final.

Pocas son las empresas que pueden presumir de poseer una certificación Ángel Azul. Entre muchas otras razones Haro es el fabricante multinacional con diferencia que se lleva la palma. Te contamos el por qué.

 

La certificación PEFC desde 2004

Materias primas como la madera están en el punto de mira de cuantiosas instituciones con el objetivo de preservar los bosques, pulmones del planeta claves para absorber el CO2. Haro utiliza madera procedente de la silvicultura certificada PEFC (otorgada en 2004), un sistema controlado independientemente que garantiza una gestión forestal sostenible. Este sistema además de cumplir una normativa muy estricta para la obtención del certificado, compromete a no extraer más madera  de la que puede volver a crecer.

Localización Regional y logística sostenible

Haro ha optimizado y acortado todas las rutas logísticas para reducir al máxima la huella medio ambiental de su transporte. Por ello  trabaja en los bosques de la región de Stephanskirchenv situado en el distrito de Rosenheim, Alemania. Utilizan además una conexión ferroviaria propia.

La cadena de valor de Haro – Economía circular.

Haro apuesta por una explotación optima de la madera. Las innovadoras tecnologías implantadas en su proceso de producción hacen posible el aprovechamiento de la materia prima. En concreto desde el año 1971 utilizan la madera residual del proceso para generar energía ecológica. Además de aprovechar esta energía en la planta, la aportan a la red pública beneficiando a toda la región. No conformes aún con todo lo anterior, Haro cuenta además con una central hidroeléctrica propia entre sus instalaciones, incrementando considerablemente la cuota de energía renovable.

Reconocimiento institucional de HARO

Haro (Hamberger Flooring GmbH & Co. KG), fue certificada en 1998 como una de las primeras empresas sostenibles de la industria maderera según DIN EN 14001, para poder lograr el rendimiento ecológico deseado, la organización, en un primer paso, debe desarrollar y aplicar un sistema de gestión ambiental basado en su política ambiental (es decir, en sus objetivos definidos para la protección del medio ambiente). Un control periódico de los objetivos (ecológicos) definidos y del sistema de gestión ambiental servirá de instrumento para lograr la mejora continua y auditada según el reglamento europeo EMAS (Link web de la norma). Además sus productos poseen el certificado Ángel azul, la etiqueta ambiental del Gobierno Federal Alemán para la protección de las personas y el medio ambiente. Es sofisticado, independiente y ha demostrado ser una brújula para productos ecológicos durante más de 40 años. (https://www.blauer-engel.de/)